La defensa de Carlos Chiara Díaz en la Comisión de Asuntos Constitucionales y Juicio Político de la Cámara de Diputados despejó algunas incógnitas. Luego de la sesión empezaron a aparecer otras.

El integrante de la Sala Penal del Superior Tribunal de Justicia (STJ) apeló a una petición interesante. La llamó “seguridad comparativa”. El magistrado dijo que todos los actos por los que se lo está investigando, en rigor, son cosas de todos los días y de todos sus pares. Los viáticos para viajes, que provocan las ausencias en el despacho y un supuesto atraso, serían los eslabones de la cadena de causales por el que se le inició el proceso. Chiara Díaz aseguró que todos utilizan esos fondos y que son ellos mismos, los vocales, quienes se los autorizan. Así planteado se debería investigar, entonces, a todos los integrantes del cuerpo. Pero sucede que la bajada de línea es sólo para Chiara Díaz, según corroboró Página Judicial de fuentes de todas las fuerzas.

Los diputados del Frente para la Victoria, en su mayoría, no saben bien qué hay detrás de todo esto, o por lo menos no lo quieren decir ni siquiera en off de record. Los radicales consultados por Página Judicial admiten que todo forma parte de las negociaciones que se están dando en el peronismo. Gustavo Bordet sentó en su mesa a Jorge Busti y tiene a Mauro Urribarri como ministro de Gobierno y Sergio Urribarri como presidente de la Cámara de Diputados. Es la “unidad del peronismo”.
La salida de Chiara repercute en el PJ Federico Malvasio 29 Nov, 2016
En Cambiemos aseguraron que hay muchos más elementos de los que se ventilaron en la sesión de este jueves para avanzar con el proceso de juicio político, pero se sorprendieron también por la catarata de causales que surgieron y que merecerían iniciar un proceso de las misma características a Claudia Mizawak. El caso Smaldone fue un escándalo. El investigado dio detalles ante los legisladores y se mostró abierto a aportar más elementos.

La hipótesis que campea en tribunales, en Casa de Gobierno y en la Legislatura coincide en que Chiara Díaz sería el único integrante de la Sala Penal que iría contra Urribarri, investigado en varias causas. A Carubia, amigo íntimo de Busti, algunos lo siguen viendo en la misma vereda de Chiara Díaz. Sucede que Busti ya no está en la vereda de enfrente de Urribarri. Están cruzando la calle. Para encontrarse. Su hijo Mauro lo dijo hace dos días: “En lo personal tengo buena relación con Busti”. Los ex gobernadores, en pleno enfrentamiento político, jamás se tiraron un carpetazo de índole judicial.
“Me parece bien que venga Máximo” Redacción de Página Política 01 Dic, 2016
En Cambiemos prima la idea de que hay que destituir a Chiara Díaz, pero que no se puede mirar para otro lado con Mizawak. El radicalismo dará los votos para sacar al vocal, ¿el peronismo (PJ y Frente Renovador) hará lo propio en caso de que se quiera avanzar con la presidenta del STJ? El único antecedente que tienen de Gustavo Bordet es el caso del Tribunal de Cuentas, en el que el gobernador se sentó a negociar una salida para el organismo de control. Es, por lo menos, lo que esgrimen para evitar caer en meros acompañantes de una maniobra que buscaría la impunidad para la cúpula de la anterior gestión.
Fuente: Página Política - Página Judicial

Claves

Chiara Díaz

Publicá tu comentario

¡Tu comentario fue enviado con éxito!

La publicación del mismo está sujeta a la aprobación del moderador. Muchas gracias.

¡Escribí tu comentario!

* 600 caracteres disponibles

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

Publicá tu comentario

¡Tu comentario fue enviado con éxito!

La publicación del mismo está sujeta a la aprobación del moderador. Muchas gracias.

¡Escribí tu comentario!

* 600 caracteres disponibles