¿Se consolida a tiempo una identidad en el peronismo presentada como Somos Entre Ríos bajo el liderazgo de Gustavo Bordet? ¿Sumar a Jorge Busti es igual a sumar los votos que en 2015 obtuvo Sergio Massa en Entre Ríos? ¿Resta por otro lado? ¿Qué vota quien elige a Juan José Bahillo? ¿Apoya a Bordet? ¿A sus candidatos? ¿Se expresa en contra de Mauricio Macri? ¿Elige a Cristina Kirchner? ¿Qué peso tiene la interna peronista con 10 boletas? ¿Se asocia la figura de Bordet, que no figura en la boleta, con los candidatos de la Lista 2?

Decenas de preguntas rondan el escenario del peronismo de cara a las elecciones. Mientras Cambiemos repite su identidad de 2015, con una marca (Cambiemos) y un liderazgo nacional (Macri), la boleta bendecida por Gustavo Bordet llega al cuarto oscuro poniendo a prueba un espacio político nuevo, un peronismo que cambió de dueño, una marca recién sacada del horno (Somos Entre Ríos) y un retorno de Busti como aliado del PJ, hecho que salió mal la última vez, hace ocho años, en la legislativa de 2009.

En este escenario, la mesa chica que acompaña a la Lista 2 ata su esperanza a un viento en popa que sopla en los últimos tres meses. Cruzan los dedos para que el barco llegue a buen puerto el domingo pero abren el paraguas y también miran a octubre.

Aseguran que hace tres meses los pronósticos eran más que sombríos. Hace un mes y medio, pudieron medir una recuperación fuerte aunque el peronismo aún se ubicaba 10 puntos debajo de la lista de Macri y de Rogelio Frigerio.

Detectaron después otra recuperación que emparejó la pulseada con tres o cuatro puntos de ventaja para la marca Cambiemos. “Va a ser una elección muy pareja”, resumen.

El viento de cola provendría, fundamentalmente, de “un deterioro sostenido de la imagen del gobierno nacional”, ayudado por la buena imagen de Bordet. “Es una tendencia fuerte que nos gustaría que fuera más rápida pero está”, se entusiasma un dirigente en diálogo con Página Política.
Contexto
“Hay un desencanto en la gente con Cambiemos. No hay expectativas de mejora y hay un deterioro del nivel de vida. Está complicada la familia, pero también las pymes, el comercio”, dice el consultado.

Afirman que en el electorado no politizado, y “sin mayores valoraciones políticas”, hay gente que “ve que le prometen Disneylandia pero la realidad va para otro lado”. Según el oficialismo en Casa Gris esa decepción estaría abonando la tendencia positiva de la Lista 2.

El contexto impone lecturas. Y Bordet reitera por estas horas que la elección “no le cambia la vida a nadie” y remarca que el lunes se retoma la ardua vida de la gestión. Hace un par de meses, en cambio, cuando arrancaba el período electoral, le ponía una fuerte carga dramática al sentido de la elección y advertía sobre la necesidad de un triunfo para “que se respete” a la provincia en su relación con la Nación así como también para que no se ponga en juego “la gobernabilidad” de la provincia y los municipios peronistas.
Mapa
El mapa provincial, para el peronismo, vuelve a marcar un rojo en Paraná. “Se pierde Paraná. No tan mal como en 2015 pero se pierde”, se advierte. Más allá de tomar nota de las dificultades que se presentan con el PJ de Paraná, desaparecido de la lista y con fuertes internas, se reconoce que la capital provincial seguirá siendo territorio de Cambiemos.

Esa derrota más “digna” que la de 2015 sería mérito de Macri (y el parcial desencanto de su electorado) y no achacable al intendente Sergio Varisco. Aun con los golpes a la imagen del presidente municipal, que llegaron con las asociaciones de funcionarios de su gestión a una banda narco, lo cierto es que en esta elección, según evalúan en el peronismo “la gente en Paraná vota a Macri o vota en contra de Macri”.

Para equilibrar la balanza está Concordia, la ciudad de “los Cresto” y de la candidata en segundo lugar, Mayda. “Vamos a hacer una buena diferencia en Concordia pero no la que esperábamos. Por eso pensamos que se equilibran las realidades de Paraná y Concordia y ahí un poco se va a jugar el resultado”, apuntan desde el peronismo.

Además, en Gualeguaychú y Concepción del Uruguay “vamos a estar parejos, ni tan mal como esperábamos en Gualeguaychú ni tan bien como pensábamos en Uruguay”, sopesan.
Cristina
Quienes llevan adelante la campaña, el rechazo a la lista “es el rechazo a Cristina”. Pero a la vez, quienes se identifican con la figura de la ex presidenta “votan nuestra boleta”. Conceden que ese sector pueda optar por la lista de Jorge Barreto, pero su nivel de conocimiento no alcanzaría a expresarlo en toda su magnitud.

“Lo de Cristina es muy refractario, a la vez que el que vota a Cristina va a votar la Lista 2”, explican y cuentan que “en los barrios más pobres la gente te pide la boleta de Cristina y va a poner la nuestra, la de Barreto, cualquier boleta que no sea la de Cambiemos. Ahí vamos a estar regalando votos en la confusión”, pronosticó un dirigente.

Por otro lado, primó la decisión del oficialismo de Bordet de un diseño de boleta que no privilegie el primer nombre, el de Bahillo, con su imagen. A diferencia de las otras boletas, la de la 2 lleva las fotos de todos los candidatos en igual tamaño.
Después de 2015
Cuando el peronismo mira más lejos y pronostica octubre, se entusiasma con “un electorado más volátil que el que había en 2015”.

“En 2015, todo el voto de Sergio Massa más el de Macri fue todo a Macri. Ahora eso cambia de agosto a octubre. Nosotros vamos a ganar cómodamente la interna y sumamos todos los votos de las 10 listas para octubre”, se confió el consultado.

Dudan que tal cosa suceda de igual modo con Cambiemos y con el electorado de Gracia Jaroslavsky. “Tal vez algunos votos de ese espacio vayan a Emilio Martínez Garbino (candidato de Encuentro Social- Partido Socialista) en octubre”, pronostica el dirigente que advierte, sin embargo, que si la dirigente de Victoria entrara por minoría en la lista de Benedetti se complica el escenario para el peronismo porque “la lista de Cambiemos sería más potente en la representación del electorado radical”.
Cierre mediático
Aún no está cerrado ni hay anuncios oficiales sobre la modalidad que tendrá el cierre de la Lista 2. Tal vez se limite a ser una suerte de conferencia de prensa, con Bordet como figura central, desde Concordia y planteada para una réplica fuerte en redes sociales.
Fuente: Página Política

Claves

Somos Entre Ríos Bahillo Bordet Busti Cristina Kirchner PASO 2017

Publicá tu comentario

¡Tu comentario fue enviado con éxito!

La publicación del mismo está sujeta a la aprobación del moderador. Muchas gracias.

¡Escribí tu comentario!

* 600 caracteres disponibles

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

Publicá tu comentario

¡Tu comentario fue enviado con éxito!

La publicación del mismo está sujeta a la aprobación del moderador. Muchas gracias.

¡Escribí tu comentario!

* 600 caracteres disponibles