Se han repetido este fin de semana las fotos de Mauricio Macri, junto a los gobernadores del PJ, con fondo de cataratas.

Los registros fotográficos ante las cascadas de agua, en Iguazú, simbolizan la profundización del acuerdo de los jefes provinciales peronistas, incluido Gustavo Bordet, con la Casa Rosada.

Se tomaron en algún momento de las 48 horas en que el Presidente, acompañado de buena parte de su gabinete, se ocupó de abonar el contacto con los mandatarios de Entre Ríos, Chaco, Corrientes, Misiones y Formosa.

Hay en juego asuntos de gestión: promesas de obra pública para las provincias y una agenda legislativa áspera (reforma laboral por poner sólo un tema) que requiere de los votos de los legisladores peronistas “dialoguistas” lo que a la entrerriana quiere decir Juan José Bahillo, Mayda Cresto, Sigrid Kunath y Pedro Guastavino.

También hay en juego, en esta profundización del contacto Macri - gobernadores, un diseño elegido del escenario para 2019, un orden de las cosas que garantice que “nadie pierde”, una danza en la que nadie se ande pisando los callos.

En estas reglas, vuelve a ganar peso la idea del desdoblamiento en las provincias del PJ, una oportunidad para los gobernadores de cuidar su territorio y, a la vez, desinflar una opción peronista a nivel nacional dándole más chances al proyecto reeleccionista de Macri.
Gualeguaychú
Para que el estado de cosas se complete, hizo falta Gualeguaychú y la iniciativa del senador Miguel Ángel Pichetto de presentar, junto a senadores y diputados nacionales del peronismo y el massismo, una opción para 2019 “sin Cristina y sin La Cámpora”. La consolidación de la fractura peronista es lo que faltaba. De un lado, el kirchnerismo y todas las expresiones nucleadas en torno al “Hay 2019”; del otro, el peronismo que se autodenomina PSP (Peronismo Sin Prontuario) que expresarían los gobernadores y los legisladores “dialoguistas” o “racionales”.

El salteño Juan Manuel Urtubey o Sergio Massa son algunos de los nombres que están en juego por este espacio. Los nombres los lanzó el propio Pichetto, el viernes en Gualeguaychú, oportunidad en la que se ocupó casi exclusivamente de describir los motivos de la fractura peronista más que de plantearse los términos de la oposición a Macri.
Repaso de los diarios
Distintos matutinos, con diferente nivel de vinculación con el discurso oficial, han expuesto este fin de semana la situación política que se insinúa en las fotos de las cataratas. Y que se fortalece con el acto de Pichetto en Gualeguaychú.

Desdoblamiento avalado por la Rosada, a cambio de la “razonabilidad” en la oposición.

Julio Blanck, en Clarín: “Los gobernadores que decidan desligar su suerte de lo que el peronismo ofrezca en el orden nacional (por vía del desdoblamiento) pueden estropear o acotar el plan de Cambiemos de hacerse con el poder en media docena de provincias hoy en manos opositoras. Pero a la vez dejarían libres a sus electorados para que decidan sin presiones cuando llegue el tiempo de la elección presidencial. Eso es lo que pretende la Casa Rosada”.

Santiago Dapelo, en La Nación: “Un peronismo ‘racional’ en la cancha dividiría el electorado opositor y le permitiría a Macri cumplir el gran desafío del próximo año: evitar el ballottage. ‘Para que no se junten, nosotros no tenemos que cometer errores. Pero el problema es de ellos. Sería un lujo que el peronismo racional nos gane en 6 o 10 años…’, chicaneó un oficialista”.

Gustavo González, en Perfil: “Massa y Urtubey creen que el Gobierno está preocupado. Y que eso llevó a Macri a reunirse en las últimas horas con cinco gobernadores, tres de ellos peronistas, incluyendo a Bordet, el entrerriano anfitrión del encuentro peronista del viernes, que debió participar por teléfono porque estaba con Macri en un acto en el Chaco. Este peronista compite con el kirchnerismo en su provincia y, como Uñac de San Juan y Bertone de Tierra del Fuego, cree que Urtubey es el mejor candidato para 2019. Es crítico de Cambiemos, pero sabe que llevarse bien es mejor para su provincia que llevarse mal. A otros gobernadores opositores les pasa lo mismo”. (...) “En el macrismo apuestan a que estos gobernadores no unifiquen fecha de elecciones provinciales y nacionales. Si lo hicieran, fortalecerían no solo al candidato local sino al presidencial. Desdoblando comicios, en cambio, privilegiarían –espera el Gobierno– su propio futuro por sobre el del candidato del peronismo nacional. Fortalecer el contacto con esos gobernadores es, también, incitarlos a velar primero por los intereses de sus provincias”.

Federico Mayol, en Infobae: “Con excepción de los distritos gobernados por Cambiemos que van a unificar el calendario electoral, el resto de las provincias tiene previsto por ahora desdoblar el cronograma de elecciones. Es producto de la dispersión del PJ. El gobierno ambiciona con un escenario opositor del peronismo partido al menos en dos. Un candidato K y otro que representante a los gobernadores o a una buena parte de ellos, como Juan Manuel Urtubey”.

Así acomodó las fichas la Rosada. Los gobernadores están dispuestos a sacar su tajada, pareciéndose, en cuanto puedan, a la oposición que el oficialismo elige para los tiempos que corren.
Fuente: Página Política

Claves

Gobernadores del PJ Bordet Macri desdoblamiento

Publicá tu comentario

¡Tu comentario fue enviado con éxito!

La publicación del mismo está sujeta a la aprobación del moderador. Muchas gracias.

¡Escribí tu comentario!

* 600 caracteres disponibles

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

Publicá tu comentario

¡Tu comentario fue enviado con éxito!

La publicación del mismo está sujeta a la aprobación del moderador. Muchas gracias.

¡Escribí tu comentario!

* 600 caracteres disponibles