La Justicia exigió al gobierno provincial que de baja un código de descuento que se hacía a trabajadores de la salud, a quienes se les descotaba una cuota societaria sin su consentimiento.

La historia comenzó por una denuncia del diputado Alejandro Bahler, quien recopiló reclamos de un grupo de enfermeras de Concordia, a quienes se les hacen descuentos importantes en sus recibos de sueldo por parte del Sindicato Único de Trabajadores de la Salud de Entre Ríos (Sutser). El legislador del Frente Renovador hizo una denuncia formal ante el fiscal Ignacio Aramberry y este viernes el juez de Garantías, José Ruhl hizo lugar a una petición del fiscal y le ordenó al director de Liquidaciones del Ministerio de Economía, Hacienda y Finanzas, a cargo de Hugo Ballay, que “suspenda los descuentos en los haberes que se realizan en función del código Nº 336, el Sutser”.

La investigación comenzó cuando el fiscal Aramberry intentó en varias oportunidades obtener las planillas de afiliados y periciar las firmas. Ante la negativa, no le quedó más remedio que allanar la sede sindical de calle La Paz 131. Esto ocurrió el jueves 16 de marzo pasado, como reveló Página Judicial oportunamente.

La cuestión de las afiliaciones aparece como la punta del icerberg. Se sospecha que detrás puede aparecer un negocio millonario con aval estatal.

El gremio fue creado en abril de 2008 con el objetivo de “cambiar la realidad de los trabajadores, recuperar la dignidad y mejorar sustancialmente las condiciones laborales”. Así lo explica el propio sindicato en su página web, que a la vez sorprende al internauta con la Radio Compacto (94.1), que empieza a sonar al mismo momento en que se ingresa al sitio.

En su presentación, el Sutser se jacta de tener el reconocimiento del Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social de la Nación como asociación sindical de primer grado. “La distinción nacional nos permitió aplicar el código de descuento para hacer crecer al Sutser en toda la provincia”, dice en las primeras líneas.

Los códigos de descuento son autorizados por el Poder Ejecutivo provincial. Se trata de un mecanismo codiciado que genera fondos sin riesgos. Las mutuales hicieron fortunas siderales con este sistema. Fueron, además, quienes provocaron, en parte, la debacle de Sidecreer. La tarjeta creada durante el gobierno de Sergio Montiel supo tener el monopolio del código de descuento. Luego se amplió el negocio a las mutuales. Ante denuncias públicas y judiciales que se hicieron en torno al desmanejo de la firma estatal en los últimos gobiernos, Gustavo Bordet dio de baja ese sistema.

En los recibos de sueldos de los trabajadores de la salud aparecen descuentos de entre 500 y 800 pesos por parte del Sutser.
Fuente: Página Política

Claves

Justicia y política Bahler

Publicá tu comentario

¡Tu comentario fue enviado con éxito!

La publicación del mismo está sujeta a la aprobación del moderador. Muchas gracias.

¡Escribí tu comentario!

* 600 caracteres disponibles

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

Publicá tu comentario

¡Tu comentario fue enviado con éxito!

La publicación del mismo está sujeta a la aprobación del moderador. Muchas gracias.

¡Escribí tu comentario!

* 600 caracteres disponibles