Benedetti y Solanas, tras la escandalosa sesión

Dos relatos sobre los hechos sucedidos en el Congreso este jueves cuando Diputados se disponía a sesionar. Para el radical se trató “escándalo lamentable”. Para el peronista la “militarización fue peor que la 2001”. Una versión sobre el quórum “trucho”. VIDEO

Luego de que se levantara la escandalosa sesión en la Cámara de Diputados de la Nación en la que se iba a tratar la reforma previsional, Página Política tomó contacto con dos legisladores entrerrianos para tener de primera mano una apreciación sobre lo sucedido dentro y fuera del Congreso.

Atilio Benedetti calificó de “escándalo lamentable” los hechos que se dieron- según él- “en un escenario de violencia y absolutamente posición antidemocrática por parte de la oposición” y que la misma “se venía percibiendo hace unos días”.

“Hubo sin dudas una actitud patoteril de avasallamiento contra el presidente de la cámara, Emilio Monzó. Creo que fue saludable haber levantado la sesión luego de haber conseguido quórum para buscar otro cause que permita tratar un tema tan trascedente como el que pretendíamos tratar hoy”, sostuvo el diputado de Cambiemos que asumió la semana pasada.

Sobre el accionar de las fuerzas de seguridad, el legislador radical llamó a “ser cuidadosos ante cualquier comentario. No puedo tener una opinión fundada porque no estuve donde sucedieron los hechos. Todo lo que nos llegaba era por terceros”, se despegó.

Y agregó: “Creo que hay mucha gente que se expresa pacíficamente, pero también hay grupos que van directamente a provocar a las fuerzas de seguridad”.

Benedetti también fue consultado por la agresión que sufrieron algunos diputados al ingresar al recinto. “La doctora (Elisa) Carrió pidió que no se lleven por delante la fuerza del orden, pero yo no tengo los elementos para dar una opinión. Lo que sí me llamó mucho la atención es que haya habido diputados agredidos, porque nosotros lo hicimos sin inconvenientes”, comparó.

Peor que el 2001

Julio Solanas, enrolado en el bloque Frente para la Victoria/PJ, sostuvo que “esto podía terminar como terminó, con represión, cuando desde el miércoles a la tarde toda la zona del Congreso se militarizó innecesariamente y no hizo otra cosa que hacer crecer la tensión. Esto, la verdad, fue peor que en el 2001. Nosotros pedimos que liberaran la zona, pero no hubo caso”, relató.

Sobre los inconvenientes de diputados opositores al recinto, contó “que muchos de los compañeros tuvieron que buscar testigos ante la seguridad para testificar que eran diputados de la Nación porque o tenían las credenciales porque no se las dieron aún, sobre todo a los que recién juraron. Una cosa de locos lo que pasó”, ilustró.

El diputado de Paraná puso el acento en el quórum que desde muchas bancadas, levantada la sesión, denunciaron que fue “trucho”. “Al momento que el presidente de la cámara dijo que se alcanzó el quórum yo estaba mirando el tablero, pero desde antes. Solo cinco segundos se alcanzó el 129, enseguida volvió a 128 y nunca más regresó al número requerido para sesionar. Es decir que en esos cinco segundos algo pasó. O puso la mano en la butaca de al lado para modificar el tablero o no sé qué, pero esos segundos fueron suficientes para que Monzó inicie la sesión. Una cosa muy sospechosa”, describió Solanas.

El diputado volvió sobre los hechos ocurridos afuera del Congreso para repudiar “la represión que, días antes, se venía respirando.

Claves

Reforma previsional + Solanas + Benedetti +