Proyectos trabados por diferencias entre diputados y senadores

Los senadores de Cambiemos no votarán la reforma que permite ampliar en 103 millones el endeudamiento externo de la provincia, mientras Diputados no saque la ley que destina 19 millones de esos recursos a maquinarias para juntas de gobierno.

El voto de “oposición responsable” con el que los diputados de Cambiemos acompañaron en general las reformas al Código Fiscal contrasta con la críticas que han planteado los senadores del mismo espacio político hacia la iniciativa que calificaron de “impuestazo” y que en la sesión de este martes será girada a comisión.

Las divergentes posturas de diputados y senadores en la Legislatura provincial revelaron una ausencia de coordinación dentro de la conducción provincial de Cambiemos, y coincidieron con las diferentes posiciones que los presidentes de ambos bloques ocupan dentro de la interna radical, con fecha de elecciones el 30 de octubre.

El diputado Sergio Kneeteman es parte del Comité provincial del partido y el senador Raymundo Kisser es uno de los impulsores de la candidatura de Marcelo López para presidir la UCR, que propone un cambio de manos en la conducción partidaria, a cargo de la corriente Illia hace seis años.

Bajo la conducción de Kisser, pero también con posiciones firmes de parte de senadores de PRO como Nicolás Mattiauda, los senadores plantearon diferencias con los diputados de Cambiemos a fines de junio, cuando pidieron el pase a comisión del proyecto del Ejecutivo ratificatorio del acuerdo entre la Provincia y la Nación para la devolución escalonada del 15 por ciento de coparticipación y la habilitación a tomar crédito.

Los senadores reclamaron que el 3% de los recursos que obtenga la provincia en la colocación de títulos públicos, que implican 19,4 millones de dólares, sean afectados a la adquisición de maquinarias, herramientas y equipamiento destinados a las juntas de gobierno.

Las diferencias se saldaron cuando, por un lado, se votó el proyecto original –que en su artículo 4 incluyó el 16% de deuda para los municipios por hasta 103 millones de dólares, sobre un total de 647- y, por otro, el planteo específico de los senadores de Cambiemos para las juntas de gobierno se canalizó con un proyecto por separado que fue votado por unanimidad en la Cámara Alta.

Ese proyecto para las juntas de gobierno, que tiene media sanción del Senado, está parado en Diputados.

A su vez, el Senado tiene para su tratamiento la ampliación del endeudamiento que pidió el Ejecutivo cuando, en un proyecto que recibió el voto de Cambiemos en Diputados, separó los 103 millones de los 647 que contenía el proyecto original, de modo que ya no se restaban sino que se sumaban y permitían llegar a los 750 millones que tiene autorizado para endeudarse la provincia.

Mientras la provincia espera que la Nación autorice la colocación de deuda en el mercado externo por parte de la provincia, y se informa de distintas gestiones como las del diputado Kneeteman con el ministro Rogelio Frigerio, la iniciativa con media sanción de Diputados aguarda ser tratada este jueves, en la comisión de Presupuesto del Senado.

Por lo que pudo saber Página Política, los senadores de Cambiemos no prestarán sus votos hasta que Diputados sancione los 19.4 millones para las juntas de gobierno.

En el medio, la Mesa de conducción de Cambiemos no tiene fecha de reunión para acordar criterios entre sus diputados y senadores.