Lo Último

Aprobaron las primeras seis reformas al texto de 1933

A las 18.35 se votaron los primeros textos definitivos surgidos de la reforma 2008 a la Carta Magna entrerriana de 1933. En la media docena de disposiciones, destaca la ampliación del período de sesiones ordinarias de febrero a diciemb

La sesión plenaria de la Convención Constituyente, que se desarrolla en el salón del Consejo General de Educación, completó esta tarde a las 18.35 las primeras modificaciones al texto de 1933, con la aprobación de los primeros seis dictámenes provenientes de la comisión Redactora.

Se trata de media docena de expedientes que ya obtuvieron sus despachos y fueron aprobados por el pleno de la Convención y que volvieron al pleno para su aprobación definitiva luego de su paso por la comisión de Redacción y Revisión. La mayoría de ellos refiere a derogaciones de artículos en desuso.

Tanto los presidentes de los bloques de la UCR (Fabián Rogel) como de la Coalición Cívica (Santiago Reggiardo) manifestaron su acuerdo con el contenido de los dictámenes provenientes de la comisión de Redacción y propusieron su votación.

Por su parte, la presidenta de la comisión de Redactora, Sigrid Kunath se limitó a hacer una breve mención del contenido de las reformas que ya fueran largamente discutidas en las comisiones respectivas. Y mencionó una modificación de redacción en el texto del artículo 80 (ver más adelante).

Tal como lo adelantó NNAAPágina PolíticaNNCC las primeras seis modificaciones a la Constitución provincial fueron las siguientes:

NNAAElección de senadoresNNCC

Se suprime el inciso 5º del artículo 92 de la Constitución de Entre Ríos, que disponía la elección indirecta de los senadores nacionales, votados en forma directa desde la reforma de la Constitución Nacional de 1994.

El artículo citado queda redactado de la siguiente manera:

“Artículo 92.- Ambas Cámaras sólo se reunirán para el desempeño de las funciones siguientes:

1º.- Apertura de las sesiones ordinarias.
2º.- Recibir el juramento de ley del gobernador y vicegobernador de la provincia.
3º.- Tomar en consideración la renuncia de los mismos funcionarios.
4º.- Declarar, con dos tercios de los votos presentes de cada Cámara, los casos de impedimento del gobernador, vicegobernador o de la persona que ejerza el Poder Ejecutivo.
5º.- Realizar la elección de gobernador y vice gobernador que prevé el artículo 118.
6º.- Considerar el veto del Poder Ejecutivo en la forma prescripta por el art. 88.”

NNAADelitos de imprentaNNCC

Se suprime el artículo 11 de la Constitución Provincial de 1933, que facultaba a la Legislatura el dictado de una “ley especial sobre los delitos de imprenta, estableciendo las penas, procedimientos ante el jurado o la justicia ordinaria, según los casos, y la procedencia de la apertura a prueba, debiendo admitirla siempre que se trate de la conducta oficial o de la capacidad de los funcionarios públicos”.

Es decir, le permitía a la provincia legislar no sólo el procedimiento judicial a seguirse, sino avanzar en la legislación penal de fondo, pudiendo tipificar los delitos “de imprenta” y establecer tanto supuestos no contemplados en el Código penal de la Nación como penalidades distintas a la de aquel.

Esas atribuciones en materia represiva han dejado de tener sentido desde el dictado del código penal de la nación que tipifica, entre los delitos comunes, los cometido por medio de la prensa.

NNAAObligación de armarseNNCC

Se deroga el artículo 13 de la Constitución Provincial de 1933, que disponía que “Todo ciudadano domiciliado en la Provincia tiene la obligación de armarse a requisición de las autoridades constituidas, salvo las excepciones que las leyes de la materia determinen”.

En los fundamentos se consideró que se cree procedente la supresión del mencionado artículo en razón de haber perdido actualidad, coincidiendo con el Dr. Justo G. Medina, Convencional Constituyente en 1932-1933, quien calificó el precepto de este artículo como inactual, dándole solo valor histórico. Estando además contemplada con mayor precisión esta obligación el artículo 21° de la Constitución Nacional.

Las provincias, desaparecidas las razones históricas de su creación, carecen hoy de milicias o fuerzas armadas, potestad del Gobierno Federal, cuya prohibición se encuentra – excepción mediante – en el artículo 126° de la Constitución Nacional. Dicha excepción se da en el supuesto de “…invasión exterior o de un peligro tan inminente que no admita dilación dando luego cuenta al Gobierno federal…”, careciendo en la actualidad de virtualidad jurídica y práctica.

NNAAFacultad de arrestoNNCC

Se modifica el artículo 80º de la Constitución de la Provincia de Entre Ríos, quitándole a las autoridades de las cámaras legislativa la facultad de “arrestar” por entender que tal atribución, a esta altura del avance institucional “es una rémora de tiempos pasados en los que los tumultos eran moneda corriente por la intervención de las barras, por un lado, o por violencias físicas o verbales hacia los legisladores o el Poder Legislativo”.

Para el caso de que hechos de esa naturaleza se produjesen están los resortes de la justicia penal de la Provincia de Entre Ríos a través de los juzgados de instrucción, a los cuales deberán acudir las respectivas autoridades formalizando las denuncias pertinentes.

Debe tenerse en cuenta, además, que si una o mas personas promueven desórdenes en los plenarios legislativos, la autoridad debe disponer el retiro y la posterior denuncia, en lugar de disponer el arresto.

La nueva redacción del artículo 80 que propuso la comsión de Poderes fue: “Cada Cámara tendrá autoridad para corregir, a toda persona de fuera de su seno que viole sus derechos, con arreglo a los principios parlamentarios, pudiendo además, pasar los antecedentes a la justicia”.

No obstante en la comisión de Redacción se consideró necesario adecuar el texto del siguiente modo: «Cada cámara tendrá autoridad para corregir con arreglo a los principios parlamentarios a toda persona que de afuera de su seno viole los derechos de su miembros pudiendo además pasar los antecedentes a la justicia”.

NNAASesiones ordinariasNNCC

Se sustituye el artículo 64° de la Constitución Provincial de 1933 por el siguiente:

“Ambas Cámaras se reunirán en sesiones ordinarias cada año desde el quince de febrero hasta el quince de diciembre. El Poder Ejecutivo las podrá convocar a sesión extraordinaria siempre que el interés público lo reclame”.

La Constitución de 1933 fijó un periodo ordinario de sesiones de solo cuatro meses, a partir del 1° de julio de cada año, en un criterio compatible con el imperante por entonces de contar con un Poder Ejecutivo fuerte, que ejercitara con amplitud sus atribuciones, mientras que el Parlamento debía reunirse ordinariamente una tercera parte del año calendario para considerar un número reducido de leyes que se requerían para la Provincia.

La ampliación que se aprueba hoy adecua el plazo de las sesiones ordinarias a los requerimientos actuales de la función legislativa –explica en su despacho la comisión de Poderes- ya que la velocidad en las comunicaciones no es la misma que en el año 1933.

El traslado del legislador, la infraestructura con que contaba la provincia en materia de caminos, las incomodidades del momento, son –obviamente- distintas a las posibilidades y las comodidades actuales, las que marcan la diferencia de los cortos períodos para sesionar que se habían establecido, al tiempo de haber mutado el rol asignado al Parlamento Provincial.

La aludida fuerte tradición presidencialista de entonces hizo que el período de sesiones ordinarias fuera de excesiva brevedad, cosa que resultó funcional al predominio del ejecutivo; postura que ha ido cambiando a través del tiempo y recogido el cambio en la reforma de nuestra Constitución Nacional en 1994, lo que exige incrementar el periodo ordinario del Poder Legislativo para alongar su tarea regular de legislar, explicaron los convencionales en el despacho conjunto de comisión.

El rol de la Legislatura contemporánea no responde a la antigua concepción, al punto tal que en las últimas décadas el Poder Legislativo ha ejercido la potestad del art. 66 y prorrogado regularmente sus sesiones por todo el año calendario. El período que se propone en el proyecto precedente es el mismo que se adoptó en el art.131 de la Carta Magna de Santiago del Estero, dejando a salvo la potestad del Poder Ejecutivo para convocarla a sesiones extraordinarias o, por si sola y con un tercio de votos de sus miembros, prorrogarlas.

NNAADepartamentosNNCC

Se modifíca el artículo 2 de la Constitución Provincial, que quedará redactado en los siguientes términos:

“El territorio de la Provincia queda dividido en diecisiete departamentos denominados: Paraná, Diamante, Victoria, Gualeguay, Gualeguaychú, Uruguay, Colón, Concordia, La Paz, Villaguay, Tala, Nogoyá, San José de Feliciano, Federación, Federal, Islas del Ibicuy y San Salvador, con los límites que les acuerdan las leyes vigentes y sin perjuicio de la facultad legislativa de crear otros y modificar la jurisdicción territorial y administrativa”.

La reforma se debe a que mediante diversas leyes se crearon los departamentos Federal (1972), Islas del Ibicuy (1984) y San Salvador (1995), en virtud de la facultad otorgada a la Legislatura Provincial por la última parte del artículo 2 de la Carta Magna Entrerriana.

Por ello se consideró necesaria la actualización de la primera parte del artículo mediante el agregado de las tres nuevas circunscripciones políticas de nuestra Provincia, a los efectos de ajustar la norma a los diecisiete de tales distritos que hay en la actualidad, sin perjuicio de los que pueden establecerse en el futuro.

NNAADe la Redacción de Página PolíticaNNCC

Claves

Notas más
leidas
© 2021 Página Política
Términos y Condiciones
Política de Privacidad