Lo Último

Aseguran que Botnia compró materia prima en Santa Fe

Aumenta la tensión por los ensayos de la pastera. Sin embargo, la empresa finesa dice que la celulosa para las pruebas proviene de Chile y Brasil.

A pocos días del pleno inicio de las actividades, la papelera de Botnia continúa con las pruebas de producción que generan cada vez más polémica en la región. A esto se suma una noticia que difundieron ayer algunos medios uruguayos: la empresa finesa habría comprado materia prima para sus ensayos a Celulosa Argentina, de Capitán Bermúdez (Santa Fe).

Fuentes oficiales de Botnia, en tanto, aseguraron que la pasta de celulosa para procesar a modo de prueba se adquirió en Brasil y Chile, aunque no negaron ni confirmaron la versión del origen santafesino del material.

La radio montevideana El Espectador dio por confirmado que la empresa compró la celulosa en Santa Fe y que realizará otros ensayos antes de su puesta en funcionamiento. Uno de ellos, que se realizó el miércoles, no tuvo estado público y consistió en el llenado de un tanque con bisulfito de sodio. En esa instancia estuvieron presentes los inspectores del Ministerio de Trabajo, como se había acordado previamente.

Según esta información, las cajas con celulosa que llegaron a Botnia dicen: “Provincia de Santa Fe” y provendrían de la planta de Capitán Bermúdez que es propiedad del grupo Fanapel. Luego de difundida esta versión, un vocero de la compañía finlandesa dijo que el material se había adquirido en Chile y Brasil.

Por otra parte, las declaraciones del viceministro uruguayo de Medio Ambiente, Jaime Igorra, provocaron una gran polémica: dijo que la pastera se apresta a realizar “una prueba completa” de producción de celulosa, en cumplimiento del cronograma de obra estipulado, que consistirá “en todos los pasos de la producción y un embarque”.

En tanto, el vocero de la papelera dijo que “se está haciendo la verificación del sistema de secado y enfardado”, mientras se aguarda la autorización del gobierno de Uruguay para comenzar a procesar.

Por otra parte, indicó que “las calderas y turbinas están funcionando en la generación de energía y vapor para las verificaciones de cañerías dentro del proceso de inspección y verificación de instalaciones”, desestimando que se haya iniciado la prueba de procesamiento de celulosa, como había manifestado el mismo Igorra.

NNAABarcazas escoltadasNNCC

Por otra parte, se conoció la decisión del gobierno uruguayo de que la Prefectura Naval de ese país escolte a todas las barcazas de la empresa por el río Uruguay para impedir que su circulación se vea afectada por manifestaciones de la Asamblea Ciudadana Ambiental de Gualeguaychú como la realizada el jueves.

En esa protesta, a modo de escrache, los ambientalistas persiguieron con lanchas rápidas a la embarcación Fray Bentos I, que se dirigía desde el puerto de Nueva Palmira a la planta de celulosa. Desde allí regresará con el primer cargamento de pasta.

El trayecto no fue interrumpido en ningún momento, aunque durante las dos horas del escrache náutico se escucharon consignas contra el emprendimiento finés. No obstante, se recopilaron datos de las embarcaciones para resolver sanciones a adoptar, ya que aseguran que cruzaron varias veces al lado uruguayo en una violación territorial.

Ayer, con custodia de Prefectura, la segunda de cinco barcazas ingresó a la papelera, también proveniente del puerto Ontur. En esta oportunidad no tuvo que sortear manifestaciones de protesta.

NNAAAmenaza de bombaNNCC

El embajador argentino en Montevideo, Hernán Patiño Mayer, dijo ayer que la situación en la representación diplomática es de “total normalidad”, después de que la noche del jueves se recibiera una falsa amenaza de bomba.

Patiño expresó su “reconocimiento” al gobierno oriental por haber dispuesto el envío inmediato de personal de la Brigada de Explosivos y de bomberos, que revisaron las oficinas de la embajada en el centro de Montevideo. Sin embargo, no se halló ningún artefacto explosivo.

NNAAAsamblea binacionalNNCC

La comunidad de Gualeguaychú organiza una asamblea binacional para el domingo 30, que se realizará en las localidades uruguayas de Fray Bentos o Mercedes.

La intención de los asambleístas es debatir y resolver en esa oportunidad una serie de acciones comunes a realizar entre los opositores a la Botnia de Argentina y Uruguay.

De esta manera, los gualeguaychuenses volverán a cruzar la frontera como lo hicieron el domingo, cuando se manifestaron en las inmediaciones de la papelera. Además, no descartan que se sigan realizando acciones sorpresa.

NNAAUn obrero denunció abandonoNNCC

Luis Quinteros, un obrero de Botnia de 35 años oriundo de Mercedes, denunció que fue “abandonado” por la empresa luego de la intoxicación que sufrió el 14 de agosto junto a otros compañeros.

Dijo que sigue con síntomas graves, como la evacuación de sangre, y que no recibió asistencia de Botnia en las últimas semanas.

En declaraciones a radio Máxima de Gualeguaychú, relató que llegó a “vomitar espuma”, que sintió “una gran picazón en todo el cuerpo”, y que tras perder el conocimiento despertó en una ambulancia cuando lo estaban lavando con suero.

“Mis compañeros están todos preocupados. Pero la gente de Botnia no me fue a ver nunca ni me hicieron estudios médicos”, aseguró Quinteros.

NNAAReunión el 23NNCC

Funcionarios de Argentina y Uruguay volverán a reunirse el 23 en Nueva York, a instancias de la facilitación de la corona española. Será el inicio de una etapa política en las negociaciones, superando la instancia técnica que se venía desarrollando hasta el momento. Algunas versiones indican que se avanzaría en un acuerdo bilateral.

NNAAProductos prohibidosNNCC

La organización Red de Acción en Pagluicida y sus Alternativas para América Latina (RAP-AL) denunció que los viveros de Botnia y de ENCE en el Uruguay utilizan funguicidas prohibidos en Europa.

Se trata de los productos Captan para el caso de Botnia, prohibido en Finlandia desde agosto de 2001 por la división de plaguicidas de ese país, al considerarlo “extremadamente tóxico”. Fundazol y Flonex son los que usa ENCE, que también están prohibidos en Europa.

La investigación se realizó en los viveros forestales Eufores (de la empresa española Ence) y FOSA (de la finlandesa Botnia).

Claves

Notas más
leidas
© 2021 Página Política
Términos y Condiciones
Política de Privacidad