Lo Último

Entre Ríos reducirá su apoyo a los Kirchner en la Cámara de Diputados

Aun en el caso de que el oficialismo retenga las tres bancas que pone en juego en las elecciones del 28 de junio, el saldo que dejará la renovación parcial de la representación entrerriana en la Cámara de Diputados de la N

Desde diciembre serán menos los entrerrianos dispuestos a acompañar cada uno de los proyectos del Poder Ejecutivo Nacional. En todo caso, el aval que se presentará tendrá un perfil más crítico.

El dato surge de comparar el grado de alineación hacia el matrimonio presidencial de los diputados que se van y de los que se supone que ingresen. No obstante, esa conclusión también se puede deducir con sólo tomar nota de la campaña que lleva adelante el oficialismo. A saber:

-Por primera vez desde 2003, la lista del PJ no lleva el sello K “para la victoria”.

-Hay una clara decisión de provincializar una campaña que, en rigor, tiene por exclusivo propósito elegir diputados nacionales.

-Los primeros candidatos de la lista del oficialismo son cercanos al ex gobernador Jorge Busti, fuertemente alineado hace un par de meses con Carlos Reutemann.

-Con su esposa, Cristina Cremer, como principal referente política de la lista, Busti ha actuado como un virtual jefe de campaña.

También existe la posibilidad de que el oficialismo no logre retener las tres bancas que pone en juego, pero esa variante perdió fuerza cuando se afianzaron los pronósticos sobre una polarización entre el PJ y el Acuerdo Cívico y Social (UCR-CC), una vez que fracasó el armado que preparaban Luis Leissa con el apoyo de Alfredo De Angeli y que aparecía con capacidad para terciar en la disputa.

Si la polarización se confirma, la fuerza que gane las elecciones llevaría tres diputados y la segunda dos. En ese caso, aunque saque menos votos, con ganar el PJ podría retener las tres bancas que pone en juego.

Unos y otros

En diciembre terminan su mandato los diputados oficialistas Raúl Solanas, Nelio Calza y María de los Angeles Petit. Los dos primeros han tenido un alineamiento casi absoluto con los Kirchner, mientras que Petit fue en algunos casos muy crítica y votó en contra de la resolución 125, aunque en el último medio año acercó posiciones con el Gobierno.

Ninguno de los tres primeros candidatos del Frente Justicialista Entrerriano se define como kirchnerista, al modo en el que lo fueron Solanas y Calza.

Raúl Barrandeguy es quizá el más K de los tres, el que más reivindica el modelo desde lo ideológico. Pero su alineación política puede definirse como crítica. El ex convencional no tuvo, por caso, una posición de abierto apoyo a Cristina en las más complicadas jornadas del conflicto agrario, allá por mayo de 2008, cuando Busti se subió al palco de la protesta en contra de las retenciones. De hecho, el ex fiscal de Estado del primer gobierno de Busti guarda una relación estrecha con el ex mandatario.

Le sigue en la lista Cristina Cremer. La esposa de Busti votó en contra de la resolución 125 y, en términos políticos, acompaña las posiciones del ex gobernador, enrolado con Reutemann.

El tercero es Raúl Riganti. El intendente de Larroque no se considera a sí mismo kirchnerista. Antes que eso, dice estar referenciado tanto con Urribarri como con Busti. No obstante, cuando se le pide una definición nacional asegura que por “hoy” mantiene un apoyo “crítico” a la presidenta Cristina. “Eso no significa que no pueda tomar posteriormente una posición ante un debate en el peronismo”, aclara ante la consulta de El Diario.

En suma: los Kirchner pierden en diciembre dos entrerrianos incondicionales (Solanas y Calza) que no tienen parangón entre los aspirantes a reemplazarlos.

Contrapeso

El que amortigua la pérdida es el dirigente camionero Antonio Alizegui, cuya referencia nacional es Hugo Moyano, y mientras dure la sociedad del líder de la CGT con el Gobierno, los Kirchner contarán con su apoyo incondicional.

Alizegui fue candidato a diputado en 2007 en el tercer lugar de la lista, pero los votos del por entonces Frente Justicialista para la Victoria alcanzaron sólo para los dos primeros: Cremer y Gustavo Zavallo.

Ahora se supone que Cremer, como candidata en el segundo lugar, accederá a un nuevo mandato y el inconcluso hasta 2011 será completado por Alizegui, que asumirá por corrimiento de lista.

Por izquierda

Por fuera del PJ, el único que en la campaña entrerriana propone “profundizar” -por izquierda- el “modelo” kirchnerista es el candidato de la alianza PC-PH, José Iparraguirre, que para llegar debería reunir al menos 80 mil votos. En 2007 no alcanzaron los 6 mil.

Claves

Notas más
leidas
© 2021 Página Política
Términos y Condiciones
Política de Privacidad