Lo Último

Halle, interesado por una nueva Carta Orgánica

Es firme la intención para repensar y redefinir la ciudad. Los convencionales serán ad honorem.

Finalizada la reforma de la Constitución provincial, y habilitada las autonomías municipales, el intendente José Carlos Halle confirmó su intención –planteada durante la campaña política– de asumir el desafío de redactar, junto con las fuerzas políticas y sociales de la ciudad, la Carta Orgánica.

La Constitución propia que podrán redactarse aquellos municipios con más de 10.000 habitantes planteará la posibilidad de redefinir modelos institucionales de gestión, participación ciudadana, funciones y formas de elección del Concejo Deliberante, del Departamento Ejecutivo Municipal, organismos de control, definición de políticas públicas, entre otros aspectos relevantes. Es el paso para que los cambios jurídicos y legales se sientan en la vida cotidiana de la población.

El jefe comunal consignó que en el camino hacia ese propósito, el primer e ineludible paso será sentarse a dialogar con todas las fuerzas políticas de la ciudad, fundamentalmente aquellas con representatividad en el cuerpo deliberativo local.

“Tenemos que elegir el camino del consenso y charlar con los diferentes bloques para ponernos de acuerdo en los principales temas a abordar y en qué momento puede resultar más propicio”, citó. Halle adelantó, de todos modos, que la convocatoria a elecciones de convencionales constituyentes no podrá coincidir con los comicios para renovar diputados provinciales el próximo año.

“Queremos hacerlo”, reiteró en varias oportunidades, al ser consultado por Uno, tras recordar el propósito de gestión de recuperar el concepto de ciudadanía, y recrear y revalorizar la tradición de una ciudad que llegó a ser la capital de la Confederación Argentina.

La convocatoria formal para la elección de los convencionales deberá ser aprobada por el Concejo Deliberante.

De concretarse, sería un ámbito especial para definir con acuerdos políticos los principales lineamientos para delinear el futuro de la ciudad, y así evitar las marchas y contramarchas que genera cada cambio de gobierno.

La iniciativa asoma viable, ya que los convencionales serían ad honorem, tal como acontece con el Consejo de la Magistratura. En tanto los gastos de funcionamiento serían recortados, al utilizarse parte del equipamiento y logística del actual cuerpo deliberativo.

“La posibilidad de la Carta Orgánica Municipal es una facultad que otorga la Constitución provincial. Queremos adecuarnos a la nueva institucionalidad”, remarcó el intendente.

En caso de no prosperar, la ciudad se regirá por la Ley Orgánica de Municipios, que será reformada.

Claves

Notas más
leidas
© 2021 Página Política
Términos y Condiciones
Política de Privacidad