Lo Último

Proponen vías de desarrollo a pueblos que tienden a desaparecer

Irazusta fue la primera localidad entrerriana donde la Fundación Responde puso en práctica su programa para recuperar pequeños pueblos en vías de desaparición. En la Cámara de Diputados de la Nación se

Están en riesgo de desaparecer del mapa. Quedaron sin comunicación y, ante la falta de desarrollo, los pobladores emigraron hacia otras ciudades. Las pequeñas localidades, con menos de 2.000 habitantes, están a punto de convertirse en fantasmas.

Para muchos poblados, la desaparición del ferrocarril en la década del ‘90, fue un acta de defunción. Sin comunicación, los pobladores debieron abandonar sus tierras y buscar nuevos horizontes en las grandes urbes —aunque pocas veces lograran insertarse con éxito—.

Ante esta situación, la Fundación Responde logró como prueba piloto, que el pequeño poblado de Irazusta, en el departamento Gualeguaychú, sea desterrada de la categoría de fantasma.

Esta comarca de 450 habitantes fue integrada en el programa, y hoy toda su población trabaja para atraer turistas y así recuperarse social y económicamente.

Irazusta integra una experiencia piloto para recuperar su identidad, promovida por el programa Turismo en Pueblos Rurales, de la Fundación Recuperación Social de Poblados Nacionales que Desaparecen (Responde).

NNAAProyecto de leyNNCC

Tomando como base la experiencia de la Fundación, recientemente ingresó a la Cámara de Diputados de la Nación un proyecto de ley por el que se propicia la creación, en el ámbito del Ministerio del Interior, del Programa nacional de recuperación y fomento de pequeñas localidades en riesgo de desaparición.

La iniciativa fue presentada por el diputado nacional Daniel Kroneberger (UCR-La Pampa) y tiene por finalidad que las pequeñas localidades urbanas o rurales, con una población menor a cinco mil habitantes, con autoridad propia o delegada, sean incorporadas al programa.

Al fundamentar el proyecto el legislador, señaló que se entiende por localidades en riesgo de desaparición a aquellas cuya tasa de crecimiento demográfico no haya registrado incrementos en los últimos 10 años, o bien haya decrecido.

En ese sentido, el objetivo del programa será el promover el desarrollo de las localidades pequeñas en riesgo de desaparición, mediante la implementación de políticas públicas que tiendan a promocionar la permanencia de sus habitantes en esas localidades y generar las condiciones para la recepción de nuevos pobladores.

NNAACoordinar accionesNNCC

El programa constaría de dos dimensiones para su ejecución: a) La acción coordinada interjurisdiccional del ámbito público y el fomento y promoción de la iniciativa privada. A tal fin, las provincias y, por su intermedio, los municipios podrán incorporarse al Programa creado por ley, dictando las adecuaciones normativas que sean necesarias.

b) La acción coordinada interjurisdiccional de los entes estatales tendrá por objeto mejorar el acceso de las localidades mencionadas a los sistemas de salud y educación, planes de vivienda y bienes culturales; será también responsabilidad de éstos garantizar la infraestructura necesaria para un desarrollo integral y sustentable. Las provincias que adhieran al programa deberán disponer la creación del programa en su ámbito, designando a las autoridades, quienes trabajarán en la implementación del proyecto de manera coordinada con las autoridades del Programa a nivel nacional; suscribir con la autoridad de aplicación nacional, el Ministerio de Interior, un convenio de implementación estableciendo las obligaciones que recíprocamente se asuman.

Según el proyecto que tratará la Legislatura, “el Programa llevará a cabo, en estas localidades, iniciativas conducentes al surgimiento, radicación o la reactivación de emprendimientos productivos. Para ello, podrá instrumentar los siguientes incentivos: a) otorgar préstamos y subsidios a las personas físicas o jurídicas del ámbito privado para la instalación o ampliación de emprendimientos productivos; b) promover la capacitación de los habitantes respecto de los recursos predominantes en la región; c) otorgar, en el ámbito de su competencia, un tratamiento impositivo diferenciado destinado a favorecer la radicación o ampliación de emprendimientos productivos; d) articular con el Banco de la Nación Argentina y los Bancos Estatales Provinciales, la creación de operaciones destinadas a proporcionar apoyo financiero promoviendo la fijación de tasas de interés diferenciadas”, señaló Kroneberger al sitio Parlamento.

“Los proyectos destinados a gozar de los beneficios establecidos serán presentados, por los habitantes de las pequeñas comunidades en riesgo de desaparición, ante las autoridades de las mismas. Éstas los elevarán a consideración de las autoridades del Programa a nivel provincial, quienes evaluarán la viabilidad y factibilidad de los proyectos en cuestión, junto a las autoridades del Programa a nivel nacional. El Presupuesto Nacional tendrá una partida específica para la financiación del Programa Nacional de Recuperación y Fomento de Pequeñas Localidades en Riesgo de Desaparición”

Asimismo se establece que “en ningún caso el programa financiará la implementación de proyectos que comprometan o pongan en riesgo el medio ambiente de la región”.

“El objeto del programa es brindar reactivación económica y estímulos para el desarrollo humano a aquellas localidades que por diversas causas presentan una tendencia a la desaparición por su pérdida progresiva de pobladores. Para cumplir con el fin dispuesto, el Programa Nacional de Recuperación y Fomento de Pequeñas Localidades en Riesgo de Desaparición tiene una doble dimensión: propende a garantizar la infraestructura básica y el acceso a la misma; y por otro lado, se propone brindar una serie de incentivos económicos para posibilitar el desarrollo de proyectos productivos de sus habitantes”, expresó el legislador pampeano.

El programa se basa para su funcionamiento en la coordinación y articulación de tareas de municipios, provincias y el Estado nacional.

NNAASon 33 pueblos entrerrianosNNCC

En Entre Ríos hay 33 localidades que están consideradas en riesgo. La Región Centro suma 290 poblaciones en la categoría fantasma, según la organización Responde. En la provincia, la lista incluye localidades como Molino Doll, Villa San Marcial, Don Cristobal, Camps, Pueblo Brugo, Aldea Spatzenkutter y Pueblo Liebig, entre otros.

“A partir de los últimos censos, se observa una clara tendencia al despoblamiento que según los datos del censo 2001 alcanza al 50 % de los poblados rurales. Aproximadamente, el 89 % de la población en la región pampeana es urbana, y esta situación tendería a estabilizarse debido a la falta de desarrollo en las políticas públicas que incentiven la habitabilidad de las localidades del interior”, expresó el diputado pampeano.

Según especialistas de la Asociación Responde (Recuperación Social de Poblados Nacionales que Desaparecen), existen 602 pueblos con menos de 2.000 habitantes que están en riesgo de desaparecer; además, 124 no crecieron en los últimos diez años y 90 no figuran en el último censo 2001. Reúnen, en total, a 268.920 personas y representan casi el 40 % de los poblados rurales del país. Los datos se obtuvieron luego de cruzar y analizar la información de los últimos censos nacionales. La mayoría de los pueblos en riesgo (el 60 %) pertenece a la región pampeana; el 24 % al noroeste argentino; el 6 % a la Patagonia; otro 6 % a Cuyo y el resto (4 %) al nordeste”.

“Con este proyecto se intenta atacar las causas del proceso que conlleva al colapso de los grandes centros urbanos proponiendo medidas tendientes a detener el progresivo despoblamiento de las pequeñas localidades, dotándolas de herramientas que faciliten su desarrollo, además de contribuir a que concluya la agonía de nuestro patrimonio histórico y cultural que en parte se halla representado por estos pequeños pueblos”, concluyó el legislador.

Claves

Notas más
leidas
© 2021 Página Política
Términos y Condiciones
Política de Privacidad