Lo Último

Fin de emergencia

Senador opositor analiza la mejora en las finanzas de Bordet

El senador Dal Molín consideró lógico que se levante la emergencia en la provincia en un año electoral. Pero advirtió que la mejora que muestran los números del Estado “obedece a la falta de obra pública, al achatamiento de los salarios y a que se le pasó la pelota de la deuda al gobernador que viene”.
Por: Redacción de Página Política

“El esfuerzo real, lo está haciendo el pueblo entrerriano por la falta de inversión y los trabajadores y jubilados que vieron ajustar sus salarios por debajo de índices de inflación”, evaluó el senador Rubén Dal Molín. Opinó que, «en un año electoral, era difícil que el gobernador disponga la prórroga de la emergencia».

«La provincia muestra alguna mejora en las finanzas públicas, pero esto obedece a la falta de obra pública, al achatamiento de los salarios y a que se le pasó la pelota de la deuda al gobernador que viene», señaló el legislador radical.

Dal Molín marcó que hace 11 años que la provincia tiene déficit y explicó el resultado de este cuatrimestre como “producto de un contexto y no de las reformas estructurales que necesita el Estado entrerriano”.

«La obra pública sigue teniendo indicadores mínimos y la refinanciación de la deuda obligará nuevamente a su renegociación por parte del nuevo gobernador”, indicó.

En ese sentido, dijo que «el cierre de la administración pública durante varios meses, incluso este año, ayudó a bajar considerablemente el gasto operativo, pero sin medir muchas consecuencias como por ejemplo en la educación de nuestros niños y jóvenes».

Al analizar ese equilibrio obtenido, el senador por el departamento Federación, consideró que obedece a un crecimiento, en términos reales de ingresos, y sobre todo los tributarios, si se los compara con igual periodo del año anterior. «Crecieron por encima del índice inflacionario y, los gastos totales, en contrario, tuvieron tasas negativas. Esto modificó los resultados, pero es un año electoral, donde seguramente habrá modificaciones producto del gasto político», agregó.

«Los salarios y jubilaciones fueron los que más se ajustaron, con tasas negativas promedio del 15% para empleados públicos y 20% para jubilados», remarcó el representante del departamento Federación.

Por otro lado, «la renegociación de la deuda, donde gastamos 120 millones de pesos en honorarios para bancos y abogados, le traerá un alivio al periodo que le toca gobernar a Gustavo Bordet, pero le pasa la pelota al que viene. Lo dicen las mismas aseguradoras de riesgos que bajo el supuesto de un sostenimiento del margen operativo en los próximos años, se presenta un mayor riesgo de refinanciación desde 2024. En otras palabras, para el gobernador que viene, lo primero que deberá hacer, seguramente, es pedir una nueva refinanciación”.

El senador de Juntos por el Cambio afirmó que “se sigue ajustando por medio de la inversión pública. Solo el 3,2 por ciento del total de gasto. En el primer cuatrimestre del año, los gastos de capital fueron 2,2 mil millones de pesos. Aun incrementando este ritmo en los meses que quedan podremos llegar a una inversión total de 9 mil millones, sobre un gasto devengado total que rondará los 260 mil millones de pesos, es decir, el indicador será inferior al 3,5 por ciento”.

Fuente: Página Política
Notas más
leidas
© 2021 Página Política
Términos y Condiciones
Política de Privacidad