Lo Último

memoria

Taty Almeida repudió el video negacionista

La dirigente de Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora visitó Paraná en el marco de actividades planteadas en el Día de la Memoria. Se refirió a este material audiovisual utilizado por una docente de historia de la Escuela Nº 16 del Centenario. Otras expresiones públicas.
Por: Redacción de Página Política

Un video negacionista del Terrorismo de Estado, utilizado como material para abordar el 24 de marzo en una cátedra de Historia en la Escuela Nº 16 del Centenario generó el repudio de ciudadanos e instituciones, puesto de manifiesto en un petitorio que hicieron circular madres y padres de la institución educativa.

La preocupación también fue puesta de manifiesto por Lidia Uranga de Almeyda, Taty Almeyda, dirigente de Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora. “Es inconcebible que una docente le enseñe a sus alumnos con el negacionismo”, criticó la referente de Derechos Humanos en Paraná donde llegó para un encuentro con los estudiantes universitarios de la Facultad de Trabajo Social, en el marco de las actividades por el Mes de la Memoria.

Instó a “castigar penalmente” situaciones como esta y dio lectura a la declaración de las Madres que denunció el material difundido por ir en contra de “elementales valores democráticos” y por expresar “un abierto apoyo a la represión de la última dictadura”. El organismo pidió a la escuela “medidas acordes con su larga y digna trayectoria” como institución educativa.

 

“Negacionismo nunca más”

Entre otras voces que se expresaron ante este hecho, se hizo escuchar la de la diputada del Frente de Todos, Blanca Osuna.

“Las escuelas de nuestra patria constituyen una institución fundamental para fomentar la transmisión intergeneracional sobre la Historia y la Memoria. El desafío de la educación es promover y habilitar las preguntas necesarias para pensar el pasado desde el tiempo presente y aportar a construir un futuro de forma colectiva. Al mismo tiempo es responsabilidad de las instituciones educativas promover la formación que brinde elementos frente al ocultamiento y el engaño que busca distorsionar el acuerdo fundacional que desde 1983, año de la recuperación de la democracia, acordó la ciudadanía en nuestro país”, subrayó la legisladora nacional.

Citó la Ley de Educación Nacional N° 26206 que “define a la educación como política de estado para construir una sociedad justa, profundizar el ejercicio de la ciudadanía democrática, respetar los Derechos Humanos y libertades fundamentales. Y establece en su Art 92 que: ‘Formarán parte de los contenidos curriculares comunes a todas las jurisdicciones: el ejercicio y construcción de la memoria colectiva sobre los procesos históricos y políticos que quebraron el orden institucional y terminaron instaurando el terrorismo de Estado, con el objeto de generar en los/las alumno/as reflexiones y sentimientos democráticos y de defensa del Estado de Derecho y la plena vigencia de los Derechos Humanos, en concordancia con lo dispuesto por la ley 25633”.

Remarcó el sentido de la ley que busca que “niños, niñas, adolescentes y jóvenes construyan bases sobre las cuales defender sus derechos, sus garantías constitucionales, sus convicciones, pensamientos, deseos y anhelos”.

En este contexto expresó su “rechazo contundente” frente a posturas “que niegan la historia y sólidos acuerdos democráticos además de lo establecido por las leyes de nuestro país”. “No hay margen alguno para quienes teniendo la noble tarea de educar, se arroguen atributos para actuar de modo adverso a las políticas educativas establecidas. Y corresponde hacerse cargo social y legalmente tanto en términos individuales como institucionales en caso de actuar en contrario”, enfatizó Osuna.

“Creo que no es casual, en el contexto de un mes que cala hondo en nuestra historia reciente, donde seguimos reclamando condena a genocidas, pidiendo el juzgamiento por las responsabilidades civiles, financieras, eclesiásticas, mediáticas y buscando a nietas y nietos que fueron arrancados de sus madres luego del nacimiento en cautiverio. Por eso, frente a estos hechos, la condena social será parte del sostén que la Memoria necesita. La escuela es, sin dudas, el lugar propicio para ejercer esta acción formativa que nadie tiene derecho a distorsionar”, remarcó.

“Nuestro país es modelo internacional en las políticas de Memoria, Verdad y Justicia. Nuestras Abuelas y Madres de Plaza de Mayo son ejemplo de lucha, amor y construcción colectiva. Mucho dolor nos costó esta Democracia que debemos seguir fortaleciendo en la calle, en cada lugar de trabajo, en cada institución educativa tanto pública como privada y en cada ámbito cotidiano. Al mismo tiempo considero una oportunidad para actualizar y profundizar políticas que coadyuven no sólo a cumplir las leyes sino también a ratificar nuestra identidad histórica como Pueblo”, exhortó la diputada.

Fuente: Página Política
Notas más
leidas
© 2022 Página Política
Términos y Condiciones
Política de Privacidad