Lo Último

Allende

Investigarán a Allende por desvío de fondos

La decisión la tomó el procurador general de la provincial tras una publicación periodística. Jorge García quiere saber por qué la fundación que conduce la mujer del diputado provincial recibía

El procurador general de la provincia, Jorge García, ordenó que la fiscal Laura Cattáneo investigue si el presidente de la Cámara de Diputados, José Allende, desvió fondos públicos a través de subsidios mensuales que percibió entre el 2007 y el 2011, con la fundación Esperanza que preside su mujer y que él también integra como secretario.

La decisión la adoptó a partir de la reciente publicación de la revista Análisis. En la resolución el titular del Ministerio Público Fiscal dispuso que se investigue “si los ilícitos contra la administración pública tienen verosimilitud o fundamento plausible”.

Durante ese período, Allende y su mujer, Adriana Sattler, percibieron 30.000 pesos mensuales; o sea, 1.440.000 pesos, cuyo gasto había que rendir ante el Tribunal de Cuentas, pero ello no habría ocurrido.

“Es todo una mentira”, dijo el diputado provincial, cuando se le preguntó periodísticamente sobre lo que decía la nota publicada el 19 de abril, firmada por el periodista Jorge Riani, y que lo involucraba directamente.

Allí se indicaba que la fundación que preside la arquitecta Adriana Sattler y que él integra, percibió 30.000 pesos mensuales de la Cámara de Diputados de la provincia, en concepto de subsidio, desde el 2003 hasta el 2007 y que incluso tal modalidad continuaría actualmente.

La modalidad siempre fue la misma: tres cheques mensuales, por 20.000; 5.000 y 5.000 pesos, en concepto de “auxilios a juntas de gobierno, entidades no gubernamentales, cooperadora de escuelas, otros organismos, ayuda a familias afectadas por las crisis, equipamiento médico y a solventar gastos generados por eventos que se concreten con el objetivo de recaudar dinero para la concreción de obras para el bien de la comunidad”, según las resoluciones firmadas por el entonces titular de la Cámara baja, Jorge Busti.

Es decir, una función que regularmente cumple el Estado provincial o nacional, en manos de una fundación manejada por el diputado, con un solo objetivo: lograr rédito político para su molino, en una decisión a dedo.

El cálculo indica que en cuatro años se percibieron 1.440.000 pesos que no estarían justificados en la documentación que se debe entregar al Tribunal de Cuentas de la provincia. Si bien algunos medios periodísticos, en especial de Nogoyá, reflejaron en los últimos dos años, algunas actividades de entrega de elementos, útiles y hasta una combi a un organismo provincial -lo que resulta inexplicable-, existen dudas en cuanto a las rendiciones desde al 2007 al 2011.

La nota enviada por el procurador general ingresó la semana pasada a la fiscalía a cargo de la doctora Laura Cattáneo, quien solicitó medidas previas al Juzgado de Instrucción número 6, que encabeza la jueza Marina Barbagelata, para determinar o no la existencia de un delito contra la administración pública entrerriana.

Claves

Notas más
leidas
© 2021 Página Política
Términos y Condiciones
Política de Privacidad