Lo Último

Lo que viene

La reformulación del PJ

El perfil que tomó Urribarri. Cresto empieza a posicionarse en un sector del Frente de Todos. Un proyecto de Kueider y movimientos de último momento.

Promediando la tarde del sábado llegaban a la Redacción imágenes de Pedro Galimberti anunciando su precandidatura a gobernador en Villaguay; y de Rogelio Frigerio siendo bendecido por Martín Lousteau en un importante acto en La Paz. Un día antes se había cumplido un homenaje de la muerte de Juan Domingo Perón, pero la expectativa justicialista sabatina estaba puesta en lo que iba a decir Cristina Kirchner en Ensenada. En el medio renunció Martín Guzmán.

En Entre Ríos el 1º de julio mereció un mensaje de Gustavo Bordet en sus redes sociales y la exhibición de un cuadro con su rostro que permanecerá en la Municipalidad de Concordia.

El peronismo, o el frente Creer, pareciera ser sólo el Gobernador. Sin embargo, algunos jugadores se empiezan a mover.

Sergio Urribarri aterrizó en Concordia como primera parada tras su llegada de Israel. En una jornada política, repitió un libreto que ya había adelantado en una entrevista: preocupación por el desgano de la dirigencia respecto a las elecciones del 2023.

Su segundo paso fue cambiar la foto de perfil en Facebook. De estar solo a estar con Cristina Kirchner.

Días antes Mauro Urribarri estrenó vidriera al postear una imagen en la que se encuentra junto a Juan Manzur y Eduardo Wado De Pedro. En esa mesa se sentó a instancia del ministro del Interior, de quien depende orgánicamente. El entrerriano integra el consejo de administración del Fondo Fiduciario Federal de Infraestructura Regional.

 

En resumen: el urribarrismo se enroló detrás de la figura de la ex presidenta.

 

Camino al 2023

Otra foto que pasó desapercibida fue la de Enrique Cresto con intendentes vecinalistas, a quienes recibió el martes en la sede del Enohsa en Villaguay. Lo acompañó Tomás Ledesma.

Cresto y La Cámpora no estuvieron en el encuentro que se desarrolló en Concepción del Uruguay organizado por la Corriente Nacional de la Militancia, con presencia de Agustín Rossi. Raro, estuvo Martín Piaggio, el único nombre kirchnerista que suena para dar la pelea por la Gobernación. Blanca Osuna, siendo una de las referentes de ese espacio, no fue tampoco. Retomó la idea de desempolvar el sello del Instituto Patria.

La negativa de Alberto Fernández para constituir el albertismo y de Bordet el bordetismo empuja, inexorablemente, a que la dirigencia busque un refugio en época de crisis. La vicepresidenta ofrece una plataforma imperturbable del 20 o 25 por ciento así se junte con Carlos Melconian o Javier Milei. Ese porcentaje en este escenario no es nada despreciable.

En su tensión permanente con Bordet, Cresto se acerca a los críticos del Presidente, a quien el Gobernador había apostado un pleno en diciembre en la entrevista con Jorge Fontevecchia.

El titular del Enohsa, mal en las encuestas, se junta con jefes comunales con una billetera que ya no se sabe si depende de Alberto o Cristina.

La semana pasada estuvo en Paraná Nicolás Trotta para exhibir el Centro para la Concertación y el Desarrollo, un espacio político que se presenta como laboratorio de diagnóstico y diseño de políticas públicas desde una perspectiva federal y que había sido presentado oficialmente días antes en Buenos con presencia de Mayda Cresto.

El ex ministro de Educación y ex albertista dejó el siguiente título a Página Política: “Alberto ya ha desplegado todas sus limitaciones”.

Cuando Cresto reveló que le dijo a Adán Bahl y José Eduardo Lauritto que jueguen en una interna porque Bordet los iba a “cagar” nadie salió a desmentirlo. El intendente de Paraná, días después, sostuvo que no sería parte de la estrategia de nadie. ¿Fue una sutil respuesta?

Bahl espera que el mandatario lo vaya a buscar. Cresto, que sabe que eso no sucederá con él, acumula todo lo que puede, escudería K incluida, para sentarse a la mesa a contar los porotos de cada uno. Se sabe que ya no hay margen para ninguna interna seria.

Bordet viajó a Chaco para sumarse a la Liga de Gobernadores, un dispositivo que activó el kirchnerista Jorge Capitanich. La agenda incluye una justa distribución de los recursos entre las provincias y una reforma judicial con la ampliación de la Corte Suprema de Justicia. Más cristinista imposible. Quien no dio el presente fue Omar Perotti, que el miércoles pasado acordó un convenio con Nación para regularizar la deuda histórica por la coparticipación. Juan Schiaretti tributa para Juntos por el Cambio y Córdoba se financia de épocas de José Manuel De la Sota con el Banco Nacional de Desarrollo Económico y Social de Brasil (Bandes).

El Gobernador, en la entrevista citada en Perfil, dijo que La Cámpora no tiene desarrollo territorial. Sin embargo, esta semana se sacó una foto con Juan Manuel Huss. Bordet, como muchos, se esfuerzan en nadar las aguas de la avenida del medio, lo cierto es que tierra firme pareciera haber en el kirchnerismo.

Edgardo Kueider es el vocero del Presidente en el Senado. Antes de la salida de Guzmán, el senador elaboró un interesante proyecto que vendría a dar una solución que la vicepresidenta repitió como uno de los principales males de la economía: el bimonetarismo. El texto, guardado bajo siete llaves, se estudia en la más alta esfera del gobierno nacional. Si avanza hará ruido, y el concordiense tendrá pantalla nacional.

Por estos días, dirigentes peronistas empiezan a organizarse en una especie de comisión del pesimismo, que parten de la certeza que en el 2023 los espera la derrota, por lo tanto no sería conveniente desdoblar y comerse la cachetada en soledad. Que lo que venga, octubre y Dios se lo demanden.

Fuente: Página Política
Notas más
leidas
© 2022 Página Política
Términos y Condiciones
Política de Privacidad